¿Y si mi bebé viene de nalgas?

¿Y si mi bebé viene de nalgas?

Si mi bebé viene de nalgas, ¿qué protocolo se seguiría a nivel médico?

En la ecografía que se realiza en la semana 32, si el bebé estuviera de nalgas, se volvería a realizar otra ecografía a la semana 36. Si en este tiempo se ha colocado boca abajo puede haber un parto vaginal y si sigue sentado se realiza versión médica a la semana 36-37. Una versión médica son las maniobras que realiza el obstetra a través del abdomen encaminadas a modificar la presentación y situación del feto. Intentan hacer la versión bastante pronto porque cuanto antes, más pequeño es el feto y más fácil es conseguirlo.

Si tras la versión, el feto se mantiene en posición sentado, valorarán si hay contraindicaciones, de ser así realizan una cesárea y si no las hay se propondría hacer un parto vaginal en posición sentada (esto depende del ginecólogo y de la clínica).

 

Si mi bebé viene de nalgas, ¿qué podemos hacer desde la fisioterapia y la osteopatía obstétrica?

Los fisioterapeutas podemos facilitar que el bebé se dé la vuelta. Lo normal es que el bebé se dé la vuelta en la semana 26 SA y las versiones médicas se realizan en la semana 36 SA, por lo que actuaremos entre la semana 32 y 36.

Cosas a tener en cuenta a la hora de intentar colocar el bebé boca abajo:

  • se tiene que hacer con la vejiga vacía
  • que haya ausencia de mala implantación de placenta
  • que no haya pérdida de flujo vaginal
  • que el útero esté relajado
  • lo más pronto posible (el bebé se da la vuelva a las 26 SA y las versiones médicas son a las 36 SA)
  • a efectuar con prudencia si hay oligoamnio (poco líquido amniótico)
  • a efectuar con prudencia si hay hipertonía uterina

¿En qué consiste la técnica osteopática?

Vamos a testar la movilidad cefálica y dar puntos de apoyo al bebé. Si el bebé está enganchado en la pelvis, primero liberar la movilidad cefálica del bebé.

Vamos a favorecer el enrollamiento del bebé (es importante localizar la espalda porque cuando queramos favorecer el enrollamiento, favoreceremos el enrollamiento del bebé en flexión). A menudo cuando el bebé dentro de la barriga y se coloca en extensión puede estar relacionado con miedos de la mamá, de ahí el aumento de tensión de los riñones que crean esta extensión.

  1. Le daremos dos puntos de apoyo al bebé en pelvis y cráneo para poderse girar. Ponemos las manos a nivel nalgas y en la cabeza y hacemos una inducción cefálica, comprobamos si cuando inducimos e movimiento el bebé sigue nuestras manos. Si no lo hace, pediremos a la paciente que se coloque en cuadrupedia sobre los codos para estar en posición declive, y vamos a llevar al bebé al máximo de su posición cefálica, para ello nos ayudará la mamá con contracciones de piernas que le iremos pidiendo.

Como estamos en la parte inferior del segmento, nos aseguramos de que estos movimientos no desencadenen muchas contracciones.

  1. Cuando el bebé tiene esta movilidad cefálica, la mamá se tumba boca arriba, dejamos primero tiempo para que todo se equilibre entre las dos manos y luego aumentamos su flexión: flexionamos enrrollando un poco más al bebé, inducimos el principio del movimiento y luego llevamos al bebé dentro de esa ola fluídica hacia el giro.

Normalmente el bebé se girará en los 15 días siguientes.

 

Dudas que nos pueden surgir:

¿Con la maniobra osteopática hay algún peligro con el cordón? No, porque nosotros no vamos a hacer la versión médica de ir manteniéndolo y aguantar hasta que se de la vuelva, nosotros le indicamos la orientación para que pueda girar él durante los 15 días siguientes, si tras los 15 días sigue en posición sentada, quiere decir que no se va a dar la vuelta por nuestro tratamiento, muy a menudo se girará la misma noche del tratamiento.

¿Cuándo termina la técnica? Cuando notemos que el bebé sigue nuestra inducción, si quiere ir hacia donde nosotros inducimos ahí habrá terminado, si no veremos que aunque le induzcamos el sentido, el bebé no querrá moverse, si él no quiere seguir el movimiento, eso le pertenece a él y no vale la pena seguir.

¿De qué semana a qué semana se puede hacer la técnica osteopática para ayudar a que el bebé se de la vuelta? Se puede hacer de la 32 a la 36, porque ya en la 32 a nivel médico se sabe el bebé está sentado y la 36 al límite porque en la 37 ya es la versión médica. Pero, si el bebé está en posición sentada y la madre no quiere que le hagan la versión y quiere tener un parto vaginal, entonces también se pueden hacer en la semana 36 y 37, no hay fecha límite para intentarlo.

¿De qué semana a qué semana se puede hacer la versión médica? La versión siempre se hace con control ecográfico, en Francia se hacen entre la semana 36 y 37, lo intentan hacer lo más pronto posible porque es más fácil ya que el bebé es más pequeño, aunque tampoco lo quieren hacer demasiado pronto porque esto puede desencadenar un parto, así que dependiendo del tamaño del bebé a lo mejor se hace un poquito más tarde, buscan un equilibrio.

¿Esta técnica sólo se hace una vez? Si, normalmente una vez, excepto si en el tratamiento vemos que libera y cuando intentamos hacer la inducción vemos que el bebé no nos sigue la inducción, entonces lo volvemos a ver justo antes de la versión para volver a intentarlo.

¿Si hacen la versión médica y no se gira, ya no lo volvemos a intentar nosotros? No, es muy raro, si generalmente la primera vez no funciona es raro que luego se pueda conseguir.

 

¿Te queda alguna otra duda? ¡Ponte en contacto con nosotros para resolverla!

Contacto

  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *